Lago Ochoa recuerda a Torres el respaldo de la Armada a la islas

El almirante comandante del Mando Naval de Canarias, José Lago Ochoa, expresó este lunes al presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, la cooperación de la Armada con las islas en un encuentro en la sede de Presidencia en Las Palmas de Gran Canaria. Torres agradeció al jefe de la Armada en Canarias el respaldo durante la ‘Operación Balmis’ y la cooperación en la protección de las cosas de las islas.

Canarias y la Armada tienen un protocolo de coordinación y colaboración para proteger el patrimonio arqueológico subacuático de las islas. De esta manera se pone de manifiesto el compromiso de la Armada en la conservación de nuestro patrimonio arqueológico, para lo que cuenta con medios, experiencia y la capacidad necesaria para llevar a cabo este cometido.

Tanto el Gobierno de Canarias como la Armada buscan ejercer de forma coordinada y eficaz las misiones que ambas instituciones tienen legalmente encomendadas en cuanto a la protección del patrimonio arqueológico subacuático.

La Armada, en concreto, tiene encomendadas, además de sus misiones generales relacionadas con la vigilancia y protección de los espacios marítimos y los bienes que estos albergan, atribuciones concretas en la protección de los restos de antiguos buques militares naufragados o hundidos en cualquier época.

En muchos casos estos constituyen la tumba de aquellos miembros de la Armada que fallecieron en el cumplimento de su deber. La suma de conocimiento histórico, modernos medios de detección submarina y conocimientos de protección hacen de la Armada una organización idónea para el control del patrimonio arqueológico sumergido.

La Armada tiene un museo en la Base Naval, de libre acceso, con fondos muy interesantes sobre la historia de las islas y le gustaría trabajar con el Gobierno de Canarias para potenciarlo. Hay colaboración con medios materiales y humanos con el objeto de proteger el patrimonio arqueológico sumergido con las unidades de buceadores, acuerdo que reitera el protocolo internacional de la Unesco sobre la protección del patrimonio arqueológico sumergido.

Este cuerpo militar comparte competencias en patrimonio arqueológico subacuático, derivadas de la Ley de Navegación Marítima y de la Ley de Patrimonio Histórico de Canarias, respectivamente. La Armada cuenta con medios y personal técnico cualificado para llevar a cabo trabajos de prospecciones geofísicas de localización de pecios.

Cuenta también con base documental y archivística propia de un alto valor para la investigación histórica de los naufragios, sin olvidar que ha sido en el seno de la Armada donde se ha iniciado y desarrollado el buceo en España y sus aplicaciones, tanto en el campo militar como en el civil y científico.

El Plan Nacional de Protección del Patrimonio Arqueológico Subacuático, aprobado en 2007, confiere a la Armada un papel determinante en la protección de este rico patrimonio de forma coordinada a todos los departamentos y administraciones públicas implicados en esta protección, adoptando una serie de medidas concretas para la salvaguarda, conservación y difusión del legado que se encuentra en las aguas.